Los aficionados al deporte solo quieren deporte, nada más

Aficionados catalanes con banderas independentistas en el Camp Nou: EFE.

Ninguna novedad en el Camp Nou. En pocos minutos, tendrá lugar en el estadio culé la semifinal de Copa del Rey que enfrentará al Barcelona con el Real Madrid. Mientras los jugadores de ambos equipos solo piensan en darlo todo en el terreno de juego, algunos sectores del independentismo catalán con el apoyo de la entidad azulgrana vuelven a querer dar la nota en las gradas mezclando fútbol con política y dicha osadía también tiene sus consecuencias. Según Elindependiente.com, la asistencia al Camp Nou, durante lo que ha trascendido de temporada 2018/2019, ha caído un 17%, siendo la ocupación total de las localidades del 62,7%. Y es que la gente que acude a un estadio, lo hace para ver en vivo un partido de fútbol y todo lo demás es ruido y sobra, sobre todo, si se trata de un Clásico. Este fenómeno tiene mucho que ver con lo que ocurrió hace años con el Mundial de Motociclismo en Mediaset. Y las consecuencias se pagaron caras.

El morbo que sobraba en las motos

Lara Álvarez se convirtió en su momento en la nueva Sara Carbonero de Telecinco: Mediaset.
Lara Álvarez se convirtió en su momento en la nueva Sara Carbonero de Telecinco: Mediaset.

Tradicionalmente, el Mundial de Moto GP lo había estado retransmitiendo Televisión Española, pero la crisis económica hizo mella en la televisión pública y finalmente, Mediaset se hizo con los derechos televisivos de las carreras. Telecinco se caracteriza por tener en su parrilla realities como Gran Hermano y programas como Sálvame en todas sus variantes, donde el mayor protagonista es el sensacionalismo. Por eso, al trasladarse las motos de canal, muchos aficionados previeron un cambio a peor. Ya en Telecinco, los reportajes sobre el Mundial contaban con una música y una locución que recordaba mucho a sus producciones amarillistas. Además, en las retransmisiones predominaba el morbo de lo que ocurría fuera de la pista mientras que dentro de ella, solo predominaban temas como los choques y las patadas. Lo que había olvidado Mediaset fue que los espectadores de Moto GP son aficionados a las motos, no a Sálvame. Para estos aficionados, todo el morbo y el drama que pueda haber en la retransmisión se encuentra única y exclusivamente en la carrera y todo lo demás sobra. Por ello, estas retransmisiones fueron muy criticadas y tales críticas les vinieron de perlas a Movistar+ para hacerse finalmente con los derechos televisivos del Mundial de Motociclismo.

Para los aficionados al fútbol, lo interesante y morboso de verdad se encuentra dentro del terreno de juego. Sería absurdo hablar durante la retransmisión de la novia de tal o cual futbolista, así de como lo que haga cada uno en la cama. De igual modo, durante un Barcelona-Real Madrid en el que los dos grandes equipos de España se están jugando el pase a la final de la Copa del Rey, todo aquel aficionado sano solo quiere acudir a la fiesta del fútbol y olvidar durante 90 minutos los problemas políticos, aunque eso sea imposible ya que tanto Barcelona como Real Madrid llevan ese conflicto en su ADN prácticamente desde que se fundaron.

Telecinco vs. Barcelona

Escudo oficial del F.C. Barcelona

Cualquier joven nacido a partir de la década de los 2000 podría quedarse a cuadros al saber que hubo un tiempo en el que Telecinco tenía dentro de su parrilla dibujos animados y demás programas infantiles, así como formatos musicales para los jóvenes y espectáculos para toda la familia. Los nacidos en los 80 y en los 90 dan fe de ello. Sin embargo, hubo un antes y un después en la historia de la televisión con la llegada de Gran Hermano. El reality por excelencia comenzó como un experimento sociológico y ha terminado por mostrar lo más nefasto de la sociedad. Según los expertos en televisión, igual de telebasura es que Belén Esteban se ponga a criticar a Jesulín de Ubrique que el que se haga un espectáculo de una tragedia, como por ejemplo, la de Marta del Castillo. Con ese caso precisamente, La Noria tuvo que ser cancelada ya que la paciencia y la moral de los espectadores se agotó cuando se supo que la madre de uno de los implicados en su asesinato cobró por una entrevista en ese programa.

Telecinco no nació con fines morbosos, pero el Barcelona sí que se topó con fines políticos prácticamente desde su nacimiento. Lo único que quería su fundador, Hans Gamper, era fundar un equipo de fútbol, pero muy pronto, el entonces Foot-Ball Club Barcelona fue visto como la selección nacional catalana que muchos creían debería existir. Desde entonces, el Barça ha estado asociado con el nacionalismo catalán y en los últimos años, los distintos presidentes que ha tenido la entidad han permitido pitadas al Himno Nacional y símbolos y pancartas independentistas para lucirlas en las gradas durante los partidos.

Lo que de verdad importa

Leo Messi: EFE.

La principal noticia del partido es que Leo Messi empezará el partido desde el banquillo. El argentino ha forzado para estar a punto en el Clásico después del susto que dio ante el Valencia, pero Ernesto Valverde ha preferido no arriesgar. En su lugar, el técnico azulgrana ha apostado por Malcom en el once de inicio mientras que el descartado es Vermaelen. Por su parte, Solari vuelve a “castigar” a Isco dejándolo en el banquillo. Benzema y Vinicius quieren continuar con su buena racha en el campo del eterno rival y Mariano y Reguilón seguirán el partido desde la grada.

DEJA UNA RESPUESTA